Entretenimiento

LA DEMOCRACIA va rumbo al totalitarismo militar

UNA AN SILENCIADA

La oposición que cohabita en la Cancillería prefiere el silencio o ser cómplice de un personaje como Diodado Cabello

Félix B. Sucre

AL GRANO/ El gobierno de Nicolás Maduro no está interesado en resolver los problemas que atraviesa Venezuela , profundizados en su gestión, sino que tratan de ganar tiempo en mantenerse en el poder, aún cuando la crisis económica no puede ser ocultada, ya que más del ochenta por ciento de la población viven en pobreza , al contar con ingresos que no llegan a los 10 dólares mensuales, lo que nada importa a ellos, mientras que algunos opositores se hacen la vista gorda o se dedican a hablar pajuatadas en los medios de comunicación, sin pensar, en muchos casos, que han echado al basurero un historial político pasado.

Evidentemente, hay que enfatizarlo, que el comportamiento del oficialismo y sus aliados no son un digno ejemplo para los venezolanos ni para el resto del mundo; pues ellos, principalmente los del madurismo, lo que buscan, con seguridad, es mantenerse en nombre de una revolución de pacotilla, en nombre del socialismo del siglo XXI, el cual le ha dado al Alto Mando Militar mayor poder, ya que son ellos lo que gobiernan a Venezuela, gracias a la gestión del entonces Hugo Chávez, salido de los espacios más oscuros del mundo militar, dónde el autoritarismo es la manera de conducirse en los cuarteles , hecho que se hizo normal en la administración pública donde su presencia es pública y notoria, lo que en el pasado no se veía, aún cuando en gobiernos del puntofinismo se vio la presencia de ellos en gobernaciones, de dónde salieron no bien parados. Sin embargo, en sectores partidistas de eso no se comenta, porque sería reconocer sus propios errores.

No obstante, en este gobierno de Nicolás Maduro, el PSUV es el instrumento político civil del Alto Mando Militar, hoy con alianza con la «oposición» de la Casa Amarilla, con la que buscan enfrentar al G4 (AD, PJ, VP, UNT), el cual viene siendo liderizado por el diputado Juan Guaido’, quien cuenta con el respaldo de la Comunidad Europea, los Estados Unidos y casi la totalidad de los países latinoamericanos.

Sin embargo, en el llamado madurismo-militarismo siguen utilizando la figura de Hugo Chávez para seguir contando con el fervor popular, aferrarse al poder es la primordial, sin importarle la parálisis económica que hace metástasis en la geografía nacional, con todo y que han utilizado a Simón Bolívar, quien ya está desapareciendo ahora que el dólar es la moneda oficial de la revolución, la misma que ha producido la peor diáspora que se conoce en el globo terráqueo.

No obstante, desde el sector oficial, dónde el diálogo ha venido siendo utilizado para ganar tiempo en el poder, mientras terminan de vaciar las arcas, no quieren reconocer que son los responsables directos de la crisis, sino que se escudan en las sanciones que han venido de los Estados Únicos, Canadá y la Comunidad Europea contra determinados personajes de los rojos rojitos, los mismos que llevaron a PDVSA a la quiebra, al igual que a empresas expropiadas o confiscadas al sector privados, sin que se cumplirá con lo indicado en los artículos 115 y 116 de la Constitución Bolivariana. Esa violación, como otras tantas, nada le ha importado porque para eso tienen el apoyo del estamento militar , el cual gobierna al Tribunal Supremo de Justicia, de dónde salen decisiones que son favorables a ellos.

UNA AN SILENCIADA